Lectura 2: Reliquias

“Reliquias”, de Ana Martínez Castillo

 

Martínez Castillo, AnaReliquias / Ana Martínez Castillo  ; Prólogo de Patricia Esteban Erlés
León : Eolas , 2019
146 p.
978-84-17315-73-3

Calendario

  • 21 de octubre de 2019: Coloquio participativo de guía a la lectura.
  • 28 de octubre de 2019: Coloquio participativo de los socios.
  • 31 de octubre de 2019 (¡atención a la fecha!): Encuentro de los socios con Ana Martínez Castillo

Lugar y horario

Los encuentros de esta  lectura tendrán lugar en la sala de conferencias de la Biblioteca General San Isidoro a las 19:00 horas. Se ruega puntualidad.

La obra (información de la editorial)

Reliquias, el primer libro de cuentos de Ana Martínez Castillo, es una colección de miedos atávicos que nos acompañan desde siempre. Todos los personajes cargan con su propio miedo y es ese miedo el que les obliga a actuar, con frecuencia de forma absurda o irracional para un observador externo de la trama, pero siguiendo las leyes propias de una lógica interna que la autora es capaz de urdir hábilmente en muchos de los cuentos.

Ana Martínez Castillo nos hace creer en esos seres atormentados, viles o inocentes, ridículos o heroicos gracias a la soltura con la que es capaz de utilizar un lenguaje limpio y directo que combina a ratos con un registro cuidado en la elaboración de imágenes bellísimas, muy sensoriales, cuando la descripción de una atmósfera o un personaje así lo requiere.

No existen límites en su exploración del miedo literario. La autora toma prestadas referencias muy diversas y se adentra en devastadoras sociedades distópicas, herederas de Bradbury, en los interiores sombríos del gótico victoriano, en la plasticidad escatológica del cómic o en el absurdo contemporáneo basado en el miedo existencial a la alienación del individuo que inauguró Kafka. Podría decirse que todos los órganos de lo fantástico coinciden sin desafinar en el cuerpo textual de Reliquias, porque todos, en realidad, remiten a una verdad inapelable: el ser humano siempre tendrá una historia que contar mientras cargue con el miedo, una pulsión que vamos heredando de nuestros antepasados como una trágica joya de familia. Como una reliquia que nos espanta y nos fascina sin que podamos evitarlo.

La autora  (información de su propia página)

Nací en Albacete un 21 de septiembre de 1978. Durante unos años me dediqué a colaborar en ahora extintas revistas literarias y fanzines en papel, como La Siesta del Lobo, Feria, Isla Desnuda, Fábulas Extrañas, Ayvelar, Cizalla Fin de Milenio, Calíope y La Carraca. No habíamos alcanzado aún el nuevo milenio y eran los años locos de los fanzines albaceteños, una edad dorada de la literatura joven local, e incluso yo misma cofundé una revista de un solo número que llevaba por nombre Hazañas y maravillas de una pulga y que pasará a la posteridad como la revista de vida más corta de la historia. Ganas le poníamos, pero no había dinero. De todo aquel boom cultural, sobrevive en la actualidad El problema de Yorick, de Eloy M. Cebrián, para la que colaboré en su número 10 (invierno de 2016) con un relato titulado Códices que guarda el Diablo.

Entre poemas, relatos, alguna adaptación teatral (El ángel de las curiosidades, de Edgar Allan Poe, para la obra de Silvia Gascó La taberna de Poe) y algún que otro premio literario de vez en cuando, se ha ido poco a poco conformando mi carácter literario.

Mi obra se reparte entre cuatro pasiones: Literatura infantil y juvenil, poesía, narración de relatos de género y crítica literaria. En ocasiones he coqueteado con el artículo periodístico (escribí algunos en la sección del diario La Tribuna de Albacete, la Tribuna de las Humanidades durante el año 1998- 1999), la narración de viajes, el ensayo y el guion de videojuegos.

Puedes empezar a leer la obra “Reliquias”, de Ana Martínez Castillo